Hay conversaciones tristes pero necesarias.

(Fuente: indirectas)